Sabor y Tradición: Cascos de naranja y toronja

Sabor y Tradición: Cascos de naranja y toronja

Presentaremos hoy dos dulces confeccionados con cítricos y que son una delicia en la mesa, los cascos de naranja  y los cascos de toronja.

La receta
Cascos de toronja

4 Servicios

Ingredientes:

Dos toronjas grandes, 8 tazas de azúcar
2 cortezas de limón, una pizca de sal

Preparación:

Lave y retire la cáscara de las toronjas con cuidado, que no queden restos de la corteza. Píquelas en cuatro partes y extraiga los hollejos dejando los cascos limpios.

Sumerja los cascos en agua durante 1 hora y con ambas manos, exprímalos sin dañarlos. Repita tres veces esta operación.

Ponga a la candela un caldero con agua y cuando esté bien caliente, eche los cascos y déjelos hervir durante cinco minutos. Bote el agua y debajo de la pila enjuague y exprima los cascos con cuidado nuevamente. Repita la operación las veces necesaria para des amargarlos.

Cuando ya estén listos, pínchelos con un tenedor con cuidado.

Ponga a fuego mediano un caldero para hacer un almíbar con el agua, el azúcar, las corteza  de limón, la sal. Cuando el almíbar comience a espesar introduzca los cascos y déjelos cocinar en el almíbar hasta que se vean cristalinos y la almíbar esté a punto. Si es necesario adicione un poco de agua. Quedarán jugosos por dentro y duros por fuera.

Acompáñelo con queso o queso crema.

Cascos de naranja

4 Servicios

Ingredientes:

Ocho naranjas, 4 tazas de azúcar
 2 corteza de limón, una pizca de sal

Preparación:

Lave las naranjas y con cuidado pélelas sin dejar restos de la corteza. Píquelas a la mitad y extraiga los hollejos. Deje los cascos limpios. Sumérjalos en agua durante unos minutos y después con ambas manos exprímalos sin dañarlos. Repita las veces necesaria.

Ponga a la candela un caldero con agua. Cuando el agua esté bien caliente, eche los cascos y déjelo hervir durante cinco minutos. Bote el agua y debajo de la pila enjuague y exprima con ambas manos los cascos con cuidado. Vuelva a poner agua a la candela y repita la operación hasta que los cascos pierdan el amargor, pero no el sabor a naranja. Bote el agua.

Cuando ya estén listos póngalos en una cacerola, añada el azúcar, las rajitas de limón, la sal y cúbralos con agua. Póngalos a fuego mediano, hasta que los cascos se vean cristalinos y el almíbar esté a punto.

Acompáñelo con queso o queso crema.

Escrito por: .
Patrocinado por Pacotillas - Envíos a Cuba